Inicio

 Beneficios

 Precio

 Capacitación

 Descargas

 Blog

 Acceso

 Pruébalo gratis

Olvídate del robo de empleados para siempre

Cada empleado que contratas es un integrante más de esa gran familia que es tu empresa, una persona más en la que depositas tu confianza, pero ¿Qué hacer cuando se rompe esta confianza porque un empleado te está robando? ¿Cuál es la forma correcta de reaccionar ante esta situación? y lo más importante ¿Cómo comunicar a tus clientes que un empleado de confianza se ha ido?

Puedes descubrir un empleado robando productos, suministros o dinero de la empresa. Un empleado puede violar las políticas de la empresa utilizando la propiedad intelectual incorrectamente o completar la hoja de asistencia incorrectamente para que le paguen por tiempo no trabajado. Cualquier forma de robo por empleados perjudica tu negocio y te presenta una situación de gestión de crisis. La manera en que manejas el robo puede orientarse por los siguientes puntos:

  1. Investiga al empleado que sospechas que ha robado

    Anota la fecha, hora y lo que fue robado como prueba si decides despedir al empleado. Incluye cualquier material de soporte, como el video del robo o las inexactas declaraciones financieras.

  2. Evalúa la posición del empleado en la empresa y la gravedad de los robos.

    Debido a la naturaleza algo subjetiva de la observación y calificación de conductas, debe establecerse y describirse con cada competencia y/o comportamiento. Como ejemplo, mostramos la definición de una competencia: orientación al cliente interno y un detalle de las conductas asociadas a esta competencia:

  3. Evalúa la posición del empleado en la empresa y la gravedad de los robos.

    Ten en cuenta las consecuencias para el ladrón, incluyendo una advertencia escrita, período de prueba, la devolución o cancelación. Recuerda que el empleado puede robarte de nuevo si no lo despides.

    Permitir que el empleado permanezca con la empresa puede enviar el mensaje equivocado a los otros empleados.

    Haz una denuncia policial si sientes que la gravedad de la falta lo justifica. Probablemente que no vas a presentar un informe por el robo de blocs de notas del armario de suministros, pero el robo de 15 pares de pantalones vaqueros en tu tienda al por menor o miles de dólares de la cuenta bancaria de la empresa es lo suficientemente grave para una acción legal. Presentar una denuncia policial te da otra prueba documentada, en particular si optas por despedir al empleado. El informe de la policía respalda tu historia si el empleado te acusa de mentir sobre el robo.

  4. Habla con el empleado sobre el robo

    Habla con el empleado sobre el robo acompañado con al menos otra persona en la habitación por razones de seguridad. Si el empleado se vuelve agresivo, la segunda persona puede ayudar a controlar la situación. Permite que el trabajador conozca tu decisión acerca de su futuro con la empresa.

  5. Escolta al empleado a su escritorio

    Escolta al empleado para recoger sus pertenencias personales si decides despedirlo. Recoge su tarjeta de identificación, llaves y otros artículos de la empresa que permiten acceder al edificio. Condúcelo a la puerta.

    Cambia los códigos de seguridad

    Cambia los códigos de seguridad u otra información que tenga el empleado si lo despides. Esto protege el edificio y evita más problemas o robos.

¿Cómo comunicar a los clientes que un empleado de confianza se ha ido?

Con el tiempo, un empleado crea una relación con un cliente. El cliente llega a confiar en el empleado, prefiriendo trabajar directamente con él. Esto significa que el cliente habla con el empleado de confianza para manejar los problemas o hacer ventas. Cuando el empleado tiene que abandonar la empresa, el cliente puede sentirse perdido en la confusión. El gerente de la empresa debe actuar rápidamente y con cuidado, para informar al cliente de la salida del empleado y evitar perder el cliente.

Asigna un empleado para actuar como punto de contacto para el cliente. El empleado debe manejar las llamadas entrantes del teléfono del cliente y resolver cualquier pregunta que el cliente pueda tener con respecto al cambio.

Hacer que el cliente se sienta como una prioridad reducirá el riesgo de perder la cuenta. Asigna un empleado a cargo de la cuenta del cliente. Selecciona el punto de contacto o un empleado diferente, si el punto de contacto no funciona en el departamento de ventas. Asegúrate de que el nuevo líder de cuenta se familiarice con la cuenta y mantenga las órdenes actualizadas.

Escribe una carta formal o correo electrónico al cliente informándole de la salida del empleado. Usa un lenguaje conciso, pero educado. Anticípate a las principales preocupaciones del cliente proporcionándole el nombre y número de teléfono de su nuevo punto de contacto y gerente de cuenta. Envía por correo o correo electrónico la carta al cliente.

Programa una reunión con el cliente para discutir sus preocupaciones en persona. Haz los arreglos para encontrarte con el cliente en la oficina de la compañía. Haz que el gerente, el punto de contacto y el líder de la cuenta estén presentes en la reunión. Aborda cualquiera de las preguntas o inquietudes del cliente.

©2018 BFX Eficiencia Tecnológica S.A. de C.V. Todos los derechos reservados.